Martes Santo

Martes Santo es una destilería de referencia debido a su larga tradición en la destilación de licores, anisados, ginebras, aguardientes y cremas, llevando más de un siglo de experiencia en la industria, además de que usa los ingredientes de más alta calidad, todos ellos recogidos directamente del Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche. Martes Santo tiene una relación de compromiso y respeto con la naturaleza.

Más

Ordenar

Una destilería debe tener tradición, debe resaltar con sus productos y bebidas, debe hacerse conocer por su calidad, y estas son cosas en las que Martes Santo destaca con creces, famosa por sus bebidas, es una destilería que ganó la Medalla de Oro en la Exposición Iberoamericana de Sevilla 1929, gracias a sus maravillosos productos.

Martes Santo nace en 1870, creando sus primeros licores y aguardientes usando un alambique de cobre alimentado por leña de encina (también llamada carrasca), un árbol originario de la región Mediterránea, además de que se usan frutas de su parque propio, trabajando con entonación y respeto por el medio ambiente que les da de que vivir.

Martes Santo es una destilería de gran tradición, con más de un siglo de experiencia en la producción de licores, anisados, ginebras, aguardientes y cremas, lo cual la hace una destilería de referencia en España y en el mundo gracias a la gran calidad de sus bebidas, hechas siguiendo un proceso tradicional, lo cual les da un toque por el cual Martes Santo es reconocida y por el cual esta se ha mantenido durante siglos en el mercado.

El trabajo de recolección de la materia prima que luego se usará para la elaboración de licores, anisados, ginebras, aguardientes y cremas, se hace en el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche, ubicado al Norte de la Provincia de Huelva, produce guindillas, castañas, hierbas, bellotas dulces, etc., de gran calidad, las cuales se usan para su maceración, dejándose en ese proceso por un mínimo de 3 meses para su uso es destilados y licores. De esta forma Martes Santo se asegura de que todos sus licores y bebidas tienen ese toque artesanal que le ha logrado la fama que posee actualmente, allí se encuentra la esencial de su trabajo, el cual va de la mano con su compromiso con el Parque Natural y la naturaleza, tratándola con respeto para lograr los productos más frescos y de mejor calidad.

Martes Santo también posee un Museo dentro del Parque Natural en el cual los visitantes podrán experimentar los olores y la experiencia de los que es estar en una destilería tradicional, podrán ver y entrar en contacto con los instrumentos que Martes Santo usa para la elaboración de sus deliciosas bebidas, tales como los alambiques de cobre que por más de un siglo han trabajado y oler los aromas del anís y frutas característicos de una destilería, sumado a que aprenderá de su larga historia, además de poder degustar licores, cremas y ginebras de manera gratuita. Además de disfrutar de la hermosa arquitectura regionalista sevillana de un edificio obra de Aníbal González Álvarez-Ossorio, el cual también construyó el Ateneo de Sevilla.