Clipper

Clippper es una compañía productora de té, que mantiene un reinado inalterable desde 1984. Comenzó como un emprendimiento prometedor en la cocina de un matrimonio, y en la actualidad elabora más de 1 billón de bolsitas con infusiones de primera calidad desde su sede original en Beaminster, en el estado inglés de Dorset.

Más

Ordenar

Clipper es una empresa que desde hace décadas mantiene una forma de trabajo y una visión avanzada sobre cómo debe ser una producción sustentable de té. Comenzó con dos cofres de té de assam de la más alta calidad y en la actualidad ofrece un catálogo de más de 150 productos, que están presentes en más de 50 naciones en todo el mundo.

Todo lo que producen es a través de cultivos orgánicos que no son solo amigables con el medioambiente. Ofrecen el mayor nivel nutritivo y terapéutico, además de proveer sabores originales que otros productos similares no han podido imitar.

Tienen un compromiso firme con la calidad, ya que fue una de las primeras productoras en usar bolsas para el té sin blanqueado químico, sin componentes plásticos y sin elementos transgénicos de ningún tipo. A diferencia de otras marcas de té saben que lo que importa en realidad es su contenido.

Desde el año 1994 Clipper se estableció como la primera empresa Fairtrade en Inglaterra. Participaron en la creación de los estándares de Comercio Justo y actualmente es el principal comprador de té que bajo estos principios favorece a más de 114 mil familias y emprendimientos productores en todo el mundo.

Disponen de maestros mezcladores de té que viajan por África, Sri Lanka, e India trabajando con sus agricultores para obtener combinaciones únicas, con sabores, notas y aromas únicos. Esto los ha hecho acreedores a numerosos galardones otorgados por sus gustos incomparables y por su escrupulosa atención a los más mínimos detalles.

El trabajo de Clipper con productores originarios de diversas regiones, da como resultado infusiones y hierbas con características únicas. Por ejemplo, los cultivos correspondientes a África dan como resultado hojas y extractos cobrizos que produce tés brillantes y muy llamativos.

La producción de Assam en India, consigue que sus cultivos tengan un alto contenido en malta, cosa que se consigue con la humedad y el nivel de fertilidad propio de este país. Allí mismo, en Tamil Nadu crecen hojas de té refrescante y ligero, de apariencia muy clara. En cambio en Sri Lanka el té es delicado, como consecuencia de que crece en grandes alturas.

De este modo Clipper ha realizado una alianza muy fuerte con agricultores de estas regiones del mundo. Han establecido bases muy claras en torno a la calidad y la sustentabilidad, por la que trabajan cada día, ya que acepta solo la producción de plantaciones con una forma de trabajo progresiva.

Tiene una excelente relación con productores que cultivan estrictamente de forma orgánica, sin usar pesticidas, fertilizantes ni conservantes artificiales, de ninguna forma. Sus niveles de exigencia los ha llevado en Kenia a comerciar con los agricultores que trabajan al este del Valle Rift que es dónde tiene la mejor calidad.

Clipper sostiene un inquebrantable compromiso con lo orgánico y trabaja cada día para encaminar su producción de la mejor forma hacia este rumbo. Y se puede confiar plenamente que lo mantendrá y lo optimizará en el futuro.