• Mi cuenta
  • Envío 24h en península antes de
Busca tu tienda MASmusculo
  • 910 60 96 55 910 60 96 55
    LUN-VIE: 9:00 - 19:30

El problema del entrenamiento sin carbohidratos

El problema del entrenamiento sin carbohidratos: cuando la mayoría de las personas solo piensan en la pérdida de grasa, suelen recortar las calorías al extremo, dejando de lado los carbohidratos, incluso dentro del momento de entrenar intenso. Esto puede ser contraproducente debido a la presencia de un ambiente catabólico crónico; por ejemplo, hacer horas de cardio al día y cortar la lechuga porque contiene 1 g de carbohidratos es fatal para los más fanáticos del fitness que son muchos, muchos, pero muchos y muchas.

El catabolismo a corto plazo es beneficioso, ya que nos ayuda a descomponer los nutrientes energéticos almacenados como combustible, tanto en glucógeno como en grasa corporal. Pero el catabolismo crónico a largo plazo es muy problemático para los objetivos de mejora física; esto finalmente conduce a la pérdida de masa muscular y la ganancia de grasa corporal a pesar de los altos niveles de actividad y la baja ingesta de alimentos.

Los atletas físicos no pueden pensar en “quemar” cosas todo el tiempo, incluso durante las fases de pérdida de grasa. También tenemos que prestar atención a la recuperación y el crecimiento muscular, o al menos, el mantenimiento del músculo magro; cuando una persona sedentaria siempre come carbohidratos refinados, la insulina está crónicamente elevada y hay demasiada actividad “anabólica”, pero las cosas están desequilibradas.

De un lado de la ecuación, el cuerpo siempre está en modo de almacenamiento, incluido el almacenamiento de grasa corporal, entonces, si esto no se compensa con la actividad “catabólica” o la quema de nutrientes almacenados a través del ejercicio, el efecto neto es negativo. En el otro lado de la ecuación, el desequilibrio es un poco más complicado, porque si la inclinación es grande en otra dirección como cuando se realiza una actividad intensa mientras se restringe crónicamente las calorías de los carbohidratos, habrá consecuencias negativas, desde falta de desarrollo físico o estado físico y mental fatal.

El ejercicio es una actividad catabólica; todos sabemos que causa daños que son los desgarros microscópicos en el tejido muscular. Pero lo que algunos han olvidado es que este proceso catabólico debe compensarse con un período de recuperación anabólica para que tenga lugar la adaptación física. La reparación muscular, un proceso anabólico, solo se produce con una ingesta nutricional adecuada, entonces al haber un entreno de alta intensidad sin los carbohidratos necesarios en el batido proteico, el cortisol toma una sobre-dominación, lo que lleva a un estado catabólico constante.

Los mejores carbohidratos para mantener un estado anabólico

 



Esta sobre-dominación del cortisol se ve agravada por dos factores de estilo de vida:

  • Nuestros estilos de vida modernos, especialmente los de profesionales dirigidos por una carrera, son muy estresantes; los niveles de cortisol son crónicamente altos debido al estrés de la vida corporativa. Hay que imaginarse lo que sería evitar una nutrición adecuada después del entrenamiento, que pretende ser beneficio, pero termina siendo contraproducente.
  • Aquellos que carecen de combustible anaeróbico real a partir de la ingesta de carbohidratos, a menudo lo compensan con energía artificial procedente de estimulantes (café, bebidas energéticas, pastillas para quemar grasa). Si bien hay una considerable investigación de que la cafeína, con moderación, es beneficiosa para quemar grasa, pero la clave, al igual que la mayoría de las cosas en la vida, es la moderación; 6 bebidas energéticas solo para pasar el día por ejemplo no es moderación para dejar clara esta cuestión.

Los atletas que se adhieren estrictamente a las dietas bajas en carbohidratos están confundidos, pensando que los planes de dieta baja en carbohidratos que son mejores para los sedentarios también son los mejores para ellos. Nada más lejos de la realidad, lo que los lleva a un entorno hormonal que induce al “síndrome de adelgazamiento”, haciendo que sus cuerpos se vean delgados pero muy flácidos y con un aspecto horrible.

La dieta baja en carbohidratos, el rendimiento y la apariencia

Por extraño que parezca, la muy baja la ingesta de carbohidratos y la negativa a compensar la actividad catabólica con un período de recuperación anabólica que los mantiene gordos sigue siendo una lucha constante, porque estos atletas empiezan a mejorar sus rendimientos (fuerza, resistencia, capacidad de trabajar al máximo, etc) pero sus apariencias no cambian y en muchos casos, empeoran, a pesar del gran esfuerzo.

Es mucho más fácil mejorar el rendimiento en una dieta por debajo de lo normal que mejorar la apariencia; el hecho es que, para la persona con genética promedio y que elige una ruta natural, es imposible mejorar la apariencia con una dieta deficiente.

  • Si los carbohidratos se consumen en exceso, inhibirán el proceso de pérdida de grasa; la elevación crónica o la sobreproducción de insulina pueden conducir, por supuesto, a la ganancia de grasa.
  • Si los carbohidratos se consumen en cantidades y situaciones correctas (es decir, después de un entrenamiento intenso donde la sensibilidad a la insulina es alta), induce a un estado anabólico/anticatabólico.
¿ Mantienes tu nutrición controlada mientras entrenas duro ?

Escribir un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Información básica de protección de datos. Responsable del tratamiento: Osuna Sport SL. Finalidad: publicación de preguntas / comentarios. Base legitimadora: Consentimiento del interesado. Ejercicio de derechos e información ampliada sobre protección de datos en política de privacidad