• Mi cuenta
  • Envío 24h en península antes de
Busca tu tienda MASmusculo
  • 910 60 96 55 910 60 96 55
    LUN-VIE: 9:00 - 19:30 y SAB 9:30 - 13:30

Porqué tu plan de comidas podría estar arruinando tu progreso

Un plan de comidas suena bien en el papel, y funciona por un tiempo, pero antes de comprometerte con una lista de alimentos, te presentamos una mejor opción: ¡una dieta flexible para obtener resultados!

A menudo nos preguntan sobre el concepto de planes de comidas: “¿Qué plan de comidas se debe usar?” o “¿Que plan de comidas es eficiente?”… bueno, un plan de comidas es un resumen paso a paso de lo que la dieta de una persona “debe” consistir en un día o una semana o en cualquier momento. Un plan típicamente detalla los tipos de alimentos, las porciones y la hora del día en que se come cada comida.

Una comida planeada puede verse algo como esto:

Almuerzo:

  • 1/4 taza de arroz integral
  • 2 pedazos de pechuga de pollo
  • 1 taza de espinacas
  • 6 almendras crudas
  • 1 taza de té de diente de león

Ahora, analizamos algunos problemas con este estilo de dieta…

Problema 1: No hay variedad

A algunas personas les gusta la idea de un plan de comidas estructurado porque creen que los hará responsables y que también eliminarán las conjeturas al comer. Claro, ayuda de esa manera, durante las primeras dos o tres semanas, pero eso no toma en cuenta el largo plazo.

  • ¿Qué pasa cuando quieres salir a comer con amigos?
  • Cuando tu marido te sorprende con el desayuno en la cama?
  • ¿Cuando viajas por trabajo?
  • Cuando sus hijos se enferman, cuando es el cumpleaños de alguien, o simplemente, ya no tienes ganas de tomar un batido de proteínas como tu merienda?

Eso es la vida; en un mundo de sueños, los planes de comidas estructurados son excelentes, pero en realidad (el mundo en el que vivimos), los planes de comidas pueden ser extremadamente rígidos, restrictivos y, simplemente, difíciles de mantener si estás tratando de vivir una vida completa y equilibrada y eso lleva al siguiente problema.

Comer variado es el cimiento de un buen físico y el bienestar




Problema 2: La dieta no es sostenible

Tal vez esto suene familiar; sigues un plan de comidas por un tiempo T, pero terminas odiándolo. Es posible que veas algunos resultados a corto plazo, pero te desanima la falta de variedad y te desvías del plan; entonces, cuando comes algo que no está en tu plan, te sientes como un fracasado porque no pudiste mantenerlo.

El principal problema aquí es que apuntas a la perfección, exigiendo el 100% de adherencia de ti mismo, hasta que te sientas tan restringido que te quiebars. Y no estamos hablando de unas patatas fritas, porque a nadie debe sorprender que las bolsas de palomitas de chocolate y muchos dulces sean parte de esos antojos que siempre, pero siempre pasan a ser parte de los atracones en los días de comidas de trampa… esto nos introduce al siguiente problema.

Problema 3: El riesgo de desarrollar una alimentación desordenada

¿Cuántas veces has escuchado a alguien decir (o tal vez eres tú), “soy tan bueno durante la semana, pero luego me salgo de dieta los fines de semana”… bueno, no es completamente tu culpa. Psicológicamente, cuanto más te privas, más deseas lo que no puedes tener, y cuando es demasiado estricto durante demasiado tiempo, un plan de comidas rígido puede provocar algunos hábitos alimenticios muy desordenados y las cosas pueden salirse de control. con rapidez.

Cuando te despiertas de esos apagones, te sientes culpable, fatigado y decepcionado de ti mismo; ¿entonces, qué haces?… saltas de vuelta al plan que te llevó a todo en primer lugar. En la mente te dices a tí mismo, “comenzaré mi plan de comidas el lunes y estaré perfecto de nuevo” y, así continúa el ciclo: dieta, abandono, dieta, abandono, durante meses o incluso años hasta que realmente aprendas algo sobre una alimentación saludable, pero no obtendrás eso de un plan de comidas.

Problema 4: Los planes no te enseñan nada sobre nutrición

No se aprende nada sobre la importancia de los macronutrientes, micronutrientes, fibra, control de porciones, moderación o equilibrio calórico de un plan de comidas. En el mejor de los casos, un plan de comidas te enseña cómo seguir las instrucciones.

  • ¿Qué sucede cuando finaliza el plan de comidas o finaliza el desafío de 4 semanas? ¿Que has aprendido?

Es probable que no comas los mismos cinco alimentos por el resto de tu vida;

  • ¿Aprendiste qué tipos de alimentos o grupos de alimentos mejoran sus entrenamientos?
  • ¿Aprendiste qué tipos de alimentos te ayudan a recuperarte?
  • ¿Aprendiste cómo leer una etiqueta nutricional o cómo mantenerte bien cuando tu comida preparada no está disponible?
  • ¿Aprendiste qué alimentos ofrecen qué vitaminas y minerales?

Para que tu programa nutricional te garantice el éxito de por vida, debe ser educativo y sostenible.

¿ Sientes que necesitas un cambio en tu dieta ?

Escribir un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Información básica de protección de datos. Responsable del tratamiento: Osuna Sport SL. Finalidad: publicación de preguntas / comentarios. Base legitimadora: Consentimiento del interesado. Ejercicio de derechos e información ampliada sobre protección de datos en política de privacidad