El poder de la fisetina, un compuesto natural que extiende la vida

Publicado el 7 octubre, 2018 | Salud

La fisetina, el compuesto prolongador de la vida en el pepino y otros vegetales, hace que las células senescentes desaparezcan del cuerpo; esto permite que la vida pueda prolongarse.

Los alimentos cotidianos como el té, las cebollas, las manzanas y los pepinos contienen fisetina, un flavonoide que es muy similar a la quercetina; según los experimentos que los investigadores del American Scripps Research Institute, la fisetina puede prolongar la vida. En este estudio publicado en la revista EBioMedicine, el compuesto elimina las células sensibles y evita que los tejidos funcionen mal debido a la acumulación de células en descomposición

Los senoliticos naturales

Los investigadores se preguntaron si los senolíticos naturales existen realmente; los senolíticos son sustancias que limpian las células sensibles del cuerpo. La acumulación de estas células obsoletas, que ya no pueden hacer bien su trabajo, es un factor importante en el proceso de envejecimiento, que hace que los tejidos pierdan su función.

Los investigadores antienvejecimiento esperan que los senolíticos no solo aumenten nuestra vida útil, sino que también aumenten nuestra salud. No es difícil reconocer una célula senescente; produce más de la enzima beta-galactosidasa asociada a la senescencia que una célula que aún funciona correctamente.

Los investigadores utilizaron este principio y analizaron una serie de compuestos naturales con un posible efecto antienvejecimiento. Expusieron células en las que podían medir la producción de beta-galactosidasa asociada a la senescencia de estos compuestos, y descubrieron dos compuestos que reducían la producción de esa enzima de envejecimiento, la curcumina y la fisetina. De estos dos, la segunda fue la más prometedora.



El mecanismo de acción de la fisetina

La fisetina es un flavonoide con una estructura similar a la de la quercetina; está presente en pepinos, cebollas, té, fresas, manzanas y uvas. Según la investigación japonesa, las personas consumen aproximadamente medio miligramo de fisetina por día, todos los días tienen una mejor calidad de vida; además, una ingesta más alta del compuesto no tiene efectos negativos para la salud.

En el experimento, en los tubos de ensayo, el número de células senescentes disminuyó más a medida que la concentración era mayor. La fisetina no tuvo influencia en el número total de células e incluso en altas concentraciones, no es aparentemente tóxica para las células sanas; en muestras de tejido graso, tomadas de voluntarios humanos, la fisetina disminuyó la cantidad de células senescentes y la producción de factores inflamatorios en el tejido adiposo disminuyó simultáneamente.

Esto hace que la fisetina sea dos veces más interesante que un producto antienvejecimiento; el proceso de envejecimiento no solo es causado por una acumulación de células senescentes, sino también por una cascada de reacciones inflamatorias.

En la investigación con animales, los investigadores alimentaron a un grupo de ratones de laboratorio de 85 semanas por el resto de su vida con comida estándar, y dieron otro grupo de ratones alimentos con fisetina. Si los ratones hubieran sido humanos, habrían tenido 75 años cuando comenzó el experimento y habrían consumido 600-900 miligramos de fisetina diariamente. Sorprendentemente, los ratones en el grupo experimental vivieron significativamente más tiempo que los ratones en el grupo de control.

Estos resultados sugieren que podemos extender el período de salud, denominado “healthspan”, incluso hasta el final de la vida, aunque todavía hay muchas preguntas que abordar, incluida la dosis correcta, por ejemplo. Pronto escucharemos más sobre fisetina, puesto que la industria de la suplementación está trabajando para desarrollar un suplemento efectivo, sin efectos secundarios adversos.

¿ Consumes pepinos en tus ensaladas ?



Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *