L-carnitina con omega-3

L-Carnitina con Omega-3, una combinación multifuncional

Publicado el 29 junio, 2020 | Suplementos

Puedes ayudar a aumentar la eficiencia de tu cuerpo para quemar grasas combinando L-carnitina con omega-3.

Tomar L-carnitina con omega-3 ayuda a llevar la carnitina a los músculos, pues los ácidos grasos omega-3 pueden ayudar a mejorar cada célula de tu cuerpo y, por lo tanto, ayuda con la absorción de L-carnitina.

¿Cómo ayuda el omega 3 a la absorción de l-carnitina?

Las células están formadas por dos capas de grasas, compuestas de grasas saludables y grasas trans/colesterol/saturadas.

Si las capas de grasa de las células están formadas por altos niveles de omega-3, se vuelven más sensibles a la insulina y, a medida que pasa esto, las células pueden aprovechar mejor las propiedades de la L-carnitina para producir energía.

¿Por qué mezcla L-carnitina con omega-3?

Ambos suplementos ayudan a reducir la grasa corporal por diversas vías;

  • Los ácidos grasos omega-3 aumentan la tasa metabólica,
  • La L-carnitina ayuda a liberar los ácidos grasos para metabolizar.

La carnitina es clave ya que cuantos menos ácidos grasos ingresen a una célula, menos energía se puede quemar; estos ácidos grasos pueden ir a un depósito y almacenarse como grasa.

Por este motivo, la combinación de L-carnitina con omega-3 ayuda a proporcionar a las células la energía que necesitas para aumentar el metabolismo, la motivación para entrenar y así, derretir el exceso de grasa corporal.

¿ Cómo ayuda la L-carnitina ?

Debido a su capacidad para mejorar la acción de la insulina en las células musculares, la L-carnitina ayuda a mantener bajos los niveles de glucosa. Otro rasgo único de la misma es que ayuda a desarrollar músculo reduciendo al máximo el depósito de grasa corporal.

Por otro lado, un metabolismo lento tiene como consecuencia directa el aumento de peso, lo que conduce a evitar la pérdida de grasa. Pero, el aumento de peso no solo está relacionado con el metabolismo problemático, sino más bien porque las personas comen más de lo que su cuerpo puede gastar.

Aquí es donde la L-carnitina juega un papel importante transformando las células grasas en energía, y, lo que es aún más importante es que puede incluso ayudar a prevenir enfermedades cardiovasculares.

Para finalizar, tiene una capacidad asombrosa para aumentar el flujo sanguíneo a los músculos. El flujo sanguíneo es responsable de llevar una gran cantidad de materiales, pero también de eliminar los desechos, y es por eso que aumenta durante un entrenamiento.

Los vasos sanguíneos se dilatan y aceleran el flujo de sangre a los músculos; esto da como resultado, más nutrientes, hormonas y oxígeno esenciales para tu cuerpo durante las sesiones de entrenamiento intenso.



¿ Como ayuda el omega-3 ?

Citamos que el omega-3 puede ayudar a las personas a perder peso de varias maneras, la primera de las cuales implica reducir el hambre y el apetito; esto lo logra por su efecto saciante.

Otra forma en que el -3 puede ayudarte a perder peso es aumentando tu metabolismo: tu metabolismo se puede medir por tu tasa metabólica, que determina la cantidad de calorías que quemas cada día. Cuanto mayor sea tu tasa metabólica, más calorías quemarás y más fácil será perder peso y no recuperarlo.

Por otro lado, el omega-3 puede aumentar los efectos del ejercicio; los efectos metabólicos del aceite de pescado pueden no limitarse a simplemente aumentar la cantidad de calorías que quemas cada día, puesto que también puede incrementar esa calorías y por consecuencia la quema de grasa durante el entrenamiento.

Los investigadores creen que esto sucede porque el omega-3 puede ayudarte a cambiar del uso de carbohidratos a grasas como fuente de combustible durante el ejercicio.



¿ Cómo usar L-carnitina con omega-3 ?

Para resumir, puedes usar L-carnitina con Omega-3 en una proporción de cuatro/cinco servicios de omega-3 por cada servicio de L-carnitina.

  • Incrementar tu energía.
  • Derretir la grasa corporal rebelde.
  • Mejorar tu corazón, reduciendo el estrés oxidativo.
  • Remover las toxinas que se producen en los músculos al entrenar.
  • Regular tus hormonas.
  • Elevar el enfoque mental.

Todo esto mejorando tu rendimiento, tu recuperación y la capacidad de tu cuerpo de motivarte día a día a entrenar mejor, mientras usas la grasa corporal como energía.

Sin duda ambos te ayudan, tanto el omega-3 como la L-carnitina con sus propiedades únicas y fabulosas.

¿Combinas suplementación para perder grasa?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *